como superar el miedo a la verguenza

Gelotofobia: Cómo superar el miedo a la vergüenza

sabes Síndrome de Pinocho? Se caracteriza por la aparición de frialdad emocional, petrificación de las expresiones faciales, así como movimientos corporales «torpes». El Síndrome de Pinocho, cuyo nombre hace referencia a la historia de una marioneta de madera que cobró vida, también puede surgir como consecuencia de la gelotofobia.

En este artículo conocerás otras características curiosas del Gelotophobia: Cómo superar el miedo a la vergüenza. O, como se le conoce más comúnmente, el miedo patológico a la vergüenza o la risa de los demás. quiero saber tu significado, síntomas, causas y tratamiento? Te explicamos todo esto en este post de Psicología Online, ¡así que sigue leyendo!

¿Qué es la gelotofobia?

La palabra gelotofobia deriva del término griego hieloque significa risa, junto con el término fobosindicando un miedo patológico a la risa de los demás. Se trata, pues, de un fenómeno específico de la vergüenza. El significado de gelotofobia encierra, además, la condición de ser definida como el miedo patológico a aparecer como objeto de burla ante los agentes sociales, y la miedo al ridículo es la principal preocupación de los gelotófobos.

Gelotofobia: Cómo superar el miedo a la vergüenza - Qué es la gelotofobia

Síntomas de la gelotofobia

si te preguntas «¿Cómo sé si tengo gelotofobia?»presta atención a los siguientes síntomas más característicos, que se vinculan con los síntomas de las fobias a nivel general:

  • Referencias negativas a todos. Situaciones que causan vergüenza. en el sujeto.
  • evitación excesiva y escapar de tales estímulos.
  • Hiperventilación y palpitaciones.
  • ansiedad intensa frente a estimaciones erróneas de la amenaza, es decir, frente a los significados atribuidos al estímulo ya la respuesta generada por el miedo.
  • Aparición de otros trastornos derivados de esta fobia.

Otros síntomas más característicos y distintivos de la gelotofobia o el miedo a que se rían de ellos podrían ser:

  • Convicción de que está equivocado o de que le pasa algo y que eso lo pone en ridículo frente a los demás.
  • convicción de ser extraño o inusual para otros.
  • Expectativa de que los demás se rían de él.
  • Percepción de los propios defectos (sean reales o no).
  • sentimiento de inferioridad: baja autoestima y bajas habilidades sociales.
  • Retiro social para evitar hacer el ridículo.
  • Aparición de frialdad o ausencia de humor.
  • cambios psicosomáticos como sofocos, cefaleas tensionales, temblores, mareos y trastornos del sueño.
  • Síndrome de Pinocho: rigidez, torpeza…
  • Falta de vitalidad espontánea, alegría.

Causas de la gelotofobia

La causa no es solo un estresor o una experiencia, o la predisposición biológica del individuo, ya que siempre tendremos en cuenta la interacción entre genetica y medio ambiente:

  • El chico que sufre de gelotophobia ciertamente tiene una vulnerabilidad biológica lo que, junto con el estrés que experimentes, creará una sensación de falsa alarma, que terminará convirtiéndose en una alarma aprendida, generando vulnerabilidad psicológica.
  • Esta vulnerabilidad está influenciada por la aprendizajes pasados, ya sea directa o indirectamente de otras alarmas reales. Este ciclo da lugar a la aparición de trastornos de ansiedad y fobias.
  • Como causa específica, repetida experiencias traumáticas en las que se ridiculizaba (o se ridiculizaba), durante la infancia y/o la adolescencia. En este sentido, es muy importante la opinión vergonzosa de hacer el ridículo o sentirse ridículo, la cual puede ser utilizada (o no) durante el proceso de formación de la identidad del niño o joven, produciendo así un estilo de vida defensivo que tiende a evitar el ridículo.
Gelotophobia: Cómo Superar el Miedo a la Vergüenza - Causas de la Gelotophobia

Tratamiento de la gelotofobia

¿Cómo superar la gelotofobia? La clave para curar el miedo a la risa de los demás es la exposición repetida al estímulo específico, y la generacion de nuevos aprendizajes en el que el estímulo temido se vuelve inofensivo.

Para iniciar el tratamiento de la gelotofobia es importante adquirir habilidades para controlar la ansiedad y la relajación, así como crear un ambiente seguro en el marco de una alianza terapéutica adecuada para poder seguir avanzando. A partir de aquí, como en todas las fobias, el mejor tratamiento sería terapia de exposición o desensibilización sistemática.

terapia de exposición

Según Wolpe, la desensibilización sistemática funciona por contracondicionamiento, es decir, por asociación o generar una respuesta opuestacomo la relajación, que se generarían inicialmente, como el miedo y la ansiedad.

La terapia de exposición, la más actual y utilizada, se basa en la teoría bifactorial de Maurer y en modelos de habituación y extinción. Su eficacia para curar la gelotofobia radica en evitar que la evitación se convierta en una señal de seguridad. Esta terapia se puede desarrollar Muchas maneras:

  • En vivo (gradual o intensivo): exponerse directamente a la situación que genera miedo irracional y causa vergüenza.
  • simbólico: a través de estímulos visuales o auditivos asociados oa través de la realidad virtual.
  • En grupo: aumentando así el apoyo social y la motivación y la adherencia a la terapia.
  • interoceptivo: provocando las sensaciones corporales propias del momento del miedo, como la hiperventilación.

Otras terapias cognitivo-conductuales

Por último, también se conocen otras técnicas que funcionan con algunas fobias, como terapia narrativa y el procesamiento y desensibilización por movimientos oculares (EMDR). Todas estas terapias mencionadas se engloban en la corriente cognitivo-conductual de la psicología, de la que tenemos más evidencia científica de su eficacia.

Como siempre, la elección del tratamiento más adecuado para la gelotofobia dependerá de muchos factores, personales, sociales y ambientales, que harán que un tipo u otro funcione mejor. Cualquiera que sea el tipo de tratamiento elegido, la Claves de éxito para curar la gelotofobia son:

  • Que el terapeuta sea consciente del modelo conceptual que aplica.
  • que un establecido buena relacion terapeutica.
  • Que se transmita una lógica coherente de trato.
  • Que las diferentes modalidades de exposición sean efectivamente implementadas.

Consulte nuestras publicaciones sobre Terapia cognitiva conductual: qué es y qué técnicas utiliza y Terapia narrativa: qué es y qué técnicas utiliza, si desea saber más sobre este tipo de terapias cognitivo-conductuales.

Si crees que puedes sufrir geltofobia y notas que está interfiriendo en tu vida diaria causándote molestias, Es importante que acudas a un psicólogo. que puedas realizarte las pruebas pertinentes y llevar a cabo el tratamiento que más se ajuste a tu caso para poder superar la gelotofobia.

Este artículo es meramente informativo, aquí en Psicologia-Online no estamos autorizados a realizar un diagnóstico o recomendar un tratamiento. Te recomendamos que acudas a un psicólogo para que trate tu caso de forma privada.

Diagnóstico diferencial de la gelotofobia

Para hacer un buen diagnóstico es importante que diferenciemos la fobia específica, en este caso la gelotofobia, de otros trastornos de ansiedad y otras fobias como:

  • Agorafobia: la diferencia es que los síntomas de la agorafobia aparecen en situaciones distintas, desiguales, en las que el sujeto está en lugares cerrados; o esas situaciones son temidas o evitadas debido a que se piensa en desarrollar algunos síntomas parecidos al pánico u otros síntomas incapacitantes o humillantes en situaciones en las que sería difícil escapar o no podría haber ayuda disponible.
  • desorden de ansiedad social: Para diferenciarlo, es importante señalar que uno tiene miedo de quedar en ridículo por cosas que piensa que son vergonzosas, no por miedo a una evaluación social negativa en general.
  • trastorno de ansiedad por separación: en este caso, la situación temida es provocada por la separación de la figura de cuidado o apego.
  • trastorno de pánico: si los ataques de pánico se dan solo en presencia del objeto o situación temida, entonces se diagnosticará una fobia específica, mientras que esta sea generalizada y los ataques de pánico se presenten de manera inesperada, se diagnosticará un trastorno de pánico.
  • Trastorno obsesivo compulsivo: para diferenciar el diagnóstico, debemos saber si la causa, el origen del miedo específico es consecuencia de ideas obsesivas.
  • Trauma y trastornos relacionados con el estrés: si la fobia se desarrolla después de un evento traumático, como consecuencia de bullying, por ejemplo. También necesitará saber si se cumplen los criterios de PTSD.
  • Trastornos del espectro esquizofrénico y otros trastornos psicóticos: cuando el miedo y la evitación se deban a ideas delirantes, no se diagnosticará la fobia específica.

Si te ha gustado este artículo sobre la gelotofobia, el miedo al ridículo, te recomendamos leer más posts sobre fobias, entre ellos Cómo superar la fobia social.

Este artículo es meramente informativo, en Psicologia-Online no tenemos capacidad para realizar un diagnóstico o indicar un tratamiento. Te recomendamos que consultes a un psicólogo para que te pueda asesorar en tu caso particular.

Si quieres leer más artículos similares a Gelotofobia: Cómo superar el miedo a la vergüenzate recomendamos ingresar a nuestra categoría de Psicología Clínica.

Bibliografía

  • Asociación Americana de Psiquiatría, (2014). Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales DSM – 5. Madrid, España. Editorial médica panamericana.
  • Belloch, A., Sandin, B., Ramos, F. (2009). Manual de Psicopatología, Tomo II. Madrid. McGraw Hill / Interamericana de España, S.A.U.
  • Labrador, FJ, (coord.) (2008). Técnicas de modificación de conducta. Madrid. Pirámide
  • Moreno, AS y Martínez, OL (2010). Gelotofobia: evaluación del ridículo en estudiantes universitarios. Revista internacional de psicología del desarrollo y de la educación, 1(1), 289-298.
  • Torres-Marín, J. y Carretero-Dios, H. (2017). Gelotophobia: El lado oscuro del sentido del humor. Ciencia cognitiva, 11(1), 14-16.

Artículos recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.